No juzgues un libro por su portada, ni una banda por su nombre… Te lo advertimos: este Fast Date con Harrison Ford Fiesta contiene muchas sorpresas.

 

A esto sí se le llama jugar al despiste. Y, ojo, que tanto “jugar” como “despiste” adquieren en este caso una significancia fuera de lo común… Al fin y al cabo, ¿qué es lo primero que esperas de una banda que se bautiza como Harrison Ford Fiesta? Te lo digo yo: que sean los ganadores de alguna edición del FEA y que se dediquen a facturar un electro chochi consagrado al hedonismo y a la diversión (pero con un baremo de calidad algo bajo). Sin embargo, ¿qué te encuentras la primera vez que escuchas a Harrison Ford Fiesta? Algo completamente diferente. Algo maravillosamente sorprendente. Algo que juega (apostando al máximo) al despiste (de cojones).

Y es que, desde su formación en el año 2013, lo de Harrison Ford Fiesta ha sido más bien una exploración lenta pero sin pausa de los pliegues calentito de la nueva chanshon francesa, en los que no es de extrañar que muchas veces encuentren trazos y ecos tanto del folk más íntimo como del pop menos formulario o de la psicodelia menos atrapada en sus bucles lisérgicos. Todo ello hace tiempo que puede escucharse en los directos de Harrison Ford Fiesta (a los que no sería descabellado pensar que van a parar muchos desalmados confundidos por el nombre), pero sobre todo se acaba de plasmar en “Harrison Ford Fiesta” (Foehn, 2015), un disco al que le bastan seis canciones para atrapar a quien escucha como quien te enamora desde la otra punta de un club tan sólo con una mirada. Una mirada en la que puedes leer mucho. Muchísimo.

Lo primero que preguntaríamos en una Fast Date sería… ¡Hola! ¿Conoces el disco de rancheras de Rocio Durcal?

Y ha de constar en acta que este enamoramiento no viene sólo por el hecho de que Romain Alberteau, frontman y cantante de la banda, sea francés de pura cepa, con todo lo que tiene eso de seductor. En el caso de Harrison Ford Fiesta, tan importante es la voz del emperador como los trajes que les hacen a medida los instrumentos de César, Pablo y David, unos trajes para nada invisibles, todo solidez como un abrazo que aprieta en su justa medida para hacer presión sin ahogar. ¿No parece todo lo dicho motivo suficiente como para que desde Fantastic Plastic Mag quisiéramos una primera cita con esta banda para conocerles en la intimida? A continuación quedan las respuestas de Harrison Ford Fiesta a nuestro cuestionario Fast Date

 

1. Esto es una cita rápida: descríbete en tres palabras. Entrañablemente dispersos. La tercera palabra si eso ya tal…

2. Describe también tu música en tres palabras. Psicodelia comanche. Me sobra una.

3. Si pudieras obligar al mundo entero a que escuchase un disco en concreto, ese sería… Mmmm…. ¿El disco de rancheras de Rocio Durcal? ¿”Nancy and Lee“? ¿Cualquiera de los Beatles? ¿El nuestro? Dios, ¡que presión!

4. ¿Último disco que compraste y que, además, te emocionó? Hombre, el “Hot Dreams” de Timber Timbre se sale. La última vez que le vimos en directo le dimos nuestra maqueta. Fijo que la utiliza de posavasos para sus mejores invitados.

5. ¿El disco que esperas con más ganas para los próximos meses? Descartes y rarezas del disco de rancheras de Rocio Durcal que aún no han visto la luz. Y Pablo seguro que el próximo de Radiohead, que es muy fan.

6. ¿Qué música llevas siempre que viajas en coche? Depende del color del coche, si es utilitario, 4×4, limusina…

7. Hay un disco de tu mayor ídolo que no te gusta nada pero que siempre defiendes por lealtad. Y ese disco es… Nada, nada. Si el disco no mola: ¡a la yugular!

8. ¿La red social que no entiendes y en la que nunca te crearías un perfil? LinkedIn. Aunque igual estaría bien para poder poner eso de: “Mi peor defecto: soy muy perfeccionista“.

9. El primer póster que pegaste en la pared de tu habitación era de… Quizás uno de Espinete o de SabrinaDavid te diría que alguno de skate, pero sospechamos que se lo inventa para molar más.

10. ¿En qué festival o concierto te avergüenzas de no haber estado como espectador? ¡Fácil! En el festival de Eurovisión de 1966 donde la cantante neerlandesa, Milly Scott, no sólo fue la primera persona de raza negra en participar en el certamen, sino que también fue la primera intérprete de la historia del festival que prescindió del micrófono de pie que todos sus antecesores habían usado y utilizó un micrófono de mano. Aunque Romain seguro que se siente fatal por no haber estado en el Primavera Sound 2032. Es muy sentido.

11. La cosa más rara que te ha pasado en un concierto (tuyo)… Casi matar a nuestro teclista… Pero no. Menos mal, porque no sabríamos qué hacer sin él.

12. ¿Una canción, película o libro inconfesable? Nada mas inconfesable que mirar las rayas del Canal+ algún viernes por la noche allá por los early 90s. Pasaban cosas.

13. ¿Serie de TV favorita? Pues hay unas cuantas, pero preferiblemente de ciencia ficción, que haya dragones, fuego valirio, caminantes blancos…

14. ¿Con qué personaje de ficción te lo montarías? Con la del anuncio de ese medicamento para el dolor de cabeza que dice “y ahora nuevo envase y extra de acilcisteina“… Es guapa.

15. ¿A qué celebridad muerta habría que resucitar? Daevid Allen no debería haber muerto.

16. ¿A qué personaje real (que no sea tu pareja) elegirías cuando se acabara el mundo para acabar solos y mejorar la especie (o no)? A Renata Srpčanska, la mujer de David, sin duda.

17. Algo que no puede faltar nunca en tu casa… Puertas, ventanas, cervezas y música.

18. Algo que nunca entraría en tu casa… La galaxia 301-jxp. ¡Ni de coña!

19. Sientes un flechazo inmediato ante las personas que… saben reír.

20. Lo primero que preguntarías en una Fast Date sería… ¡Hola! ¿Conoces el disco de rancheras de Rocio Durcal?

No Hay Más Artículos