torreblanca

Parece ser que los talent shows culinarios se han convertido en el must televisivo de esta temporada. Con “Top Chef” con los motores recién puestos en marcha y “Master Chef Junior” esperando en el horno, ahora es Mediaset la productora que (como no podía ser de otra manera) se apunta al carro gastronomista y prepara el suyo propio. Pero como parece que el cupo de competiciones generalistas ya está más que cubierto, Cuatro (que será la que se lleve el reality al agua) está preparando uno de repostería. ¿Veremos así por fin la versión española de “Cupcake Wars” presentada por la dulce Alma Obregón? ¿Será un “Gran Hermano” culinario conducido por Eva Arguiñano, que fue la primera repostera mainstream (o eso decía ella) de nuestro país? Nada que ver. Ni con una cosa ni con otra. En “Deja Sitio Para El Postre” (que así se llamará el programa de marras) habrá cupcakes, sí, pero también todo tipo de dulces postreriles. El responsable final de juzgarlos, el Gran Juez, será Paco Torreblanca, que parece que le ha pillado el gustillo a eso de salir en la tele después de ver como los master chefs destrozaban su famoso “croquembouche” (aunque puede que el hecho de que su empresa saliera a concurso de acreedores voluntariamente  y le falte algo de dinerillo también tenga algo que ver).

Anyway, cotilleos malintencionados a parte, Cuatro ya ha puesto en marcha el cásting para reclutar a los mejores reposteros de España que tengan el coraje suficiente para dejarse juzgar por Torreblanca en su propio laboratorio (si te atreves, tienes toda la información para apuntarte aquí). La cadena busca profesionales y amateurs, da igual, lo importante es saber hacer postres de todo tipo de esos que te dejan con los ojos en blanco y el estómago llorando durante horas. La noticia a priori pinta bien, aunque a ratos nos preguntamos si no estarán quemando ya un poquito el formato (en serio, en este país somos muy de repetir la broma así de golpe y tampoco hace falta), así que solo queda esperar a ver si el programa nos deja con un sabor dulce en la boca (que sería lo suyo) o con un preocupante empacho. Seguiremos informando.

No Hay Más Artículos

Send this to a friend