jarapa1

Seguro que se las has visto puestas a los más trendies del lugar: son prendas vintage mezcladas con estampados muy locos… Se llaman “Jarapas” y entrevistamos a su creador.

 

Lo mejor que le puede pasar a un diseñador es que la gente identifique sus diseños sólo con verlos por la calle. El comentario “mira, eso es de tal” es = (igual a) objetivo conseguido. Miguel Melindres no es diseñador, sino científico. Un científico muy loco, pero también muy majo. Un científico que, en un espacio cortísimo de tiempo, ha conseguido eso por lo que todo profesional de la moda mataría: que la gente identifique sus Jarapas a años luz (o, por lo menos, la distancia que hay entre escenarios del Primavera Sound, que es su ecosistema natural). No sólo eso, sino que también ha conseguido que sus piezas se hayan convertido en un must y el colorido objeto de deseo de todo trendsetter que se precie. Sus divertidas combinaciones de prendas de segunda mano y estampados locos se han convertido en una seña de identidad tanto de él, que es el que les da a luz de forma cien por cien artesanal, como del que la lleva, porque las Jarapas son únicas e intransferibles: se crean a medias entre uno y otro y jamás vuelve a haber otra igual. Eso sí es exclusividad y no los desfiles de Chanel

Así que esas son las premisas de esta marca barcelonesa que, poco a poco y bajo el nombre de Jarapa Jarapa, ha ido conquistando corazones y armarios: producción manual, pequeñísima escala, objeto único. Normal que a la gente le esté volviendo loca. Normal, también, que queramos saber más de esta firma a la que lo de “indie” se le ajusta como a ninguna otra, y de su creador, el ominpresente y multitarea Miguel Melindres, que lo mismo te cose sus Jarapas que trabaja sus ocho horas “como científico” o que se te patea todos los eventos y festivales habidos y por haber. Y sus días, como los tuyos, solo tienen 24 horas. Da que pensar.

 

Venga, seguro que ya tienes que estar harto de que te lo pregunten, pero es que necesitamos saberlo: ¿qué es una “Jarapa”? ¿De dónde viene este nombre? Las jarapas son mantas, alfombras o tejidos gruesos hechos con trozos de algodón de desecho de otros procesos de de producción de la industria textil. Cuando decidí el nombre de mi marca, lo hice porque me gustaba la sonoridad de la palabra (“JA-RA-PA“), pero luego me di cuenta de la coincidencia que se daba con uno de los principios de la marca, que es la reutilización de materiales. Los dos principios básicos del proyecto desde el primer momento han sido la reutilización de prendas de segunda mano como base y que no hubiese dos Jarapas iguales.

jarapa4

¿Y tú? ¿De dónde vienes? Dinos en pocas palabras quién es Miguel Melindres… Pues la verdad es que yo soy un científico de esos de bata y microscopio al que no le termina de convencer esto de la ciencia y que cree que, con un poco de suerte y trabajo, conseguiré engañar a todos  y hacerles creer que diseño ropa.

¿Dónde y cuándo nace la idea de customizar prendas con telas loquis? Pues hace ahora casi dos años quise una camisa preciosísima que vi por Internet de un tipo que cosía telas en camisas y pensé “¡QUIERO!” Pero mi bolsillo dijo “¡NO PUEDES!”. Y mi cabeza dijo “¡BUA! ESO LO HACES TU Y ADEMÁS CON UN DISEÑO MÁS CHULO”. La idea empezó utilizando telas africanas porque unos amigos fueron a Guinea y me trajeron un trozo de tela preciosa (¡gracias, Pablos!).  Estuve enfrascado en el tema africano unos meses y otro amigo con ojo me regaló otros retales de tela loqui (¡gracias, Alber!). Luego eBay y mil webs especializadas hicieron el resto… La verdad es que no tener un duro es un mal endémico en mi vida, pero siempre he tenido inquietudes creativas que me permitían poner algún parche a esa escasez de dinero.

¿Cómo era la primera Jarapa? Era una camisa de tela tejana combinada una tela africana amarilla con unos pajarillos rojos y azules. El patrón era asimétrico y tenía un trozo de tela en el cuello también… Lo fuerte de esto es que no la tengo porque me la robaron el día que la estrené junto a una mochila y un mp3 en el Razz.

¿Cómo han cambiado las Jarapas desde entonces? Han cambiado ligeramente los patrones, pero ha sido a petición popular. Las primeras eran patrones más asimétricos que me permitían hacer más variaciones. Como la fabricación de cada prenda es personalizad y el diseño se acuerda entre el cliente y yo, la cosa fue tendiendo hacia los patrones más triangulares, que fue lo que más demandaban los clientes… En lo que no ha cambiado nada son mis principios básicos de que cada diseño es exclusivo y no lo puedo repetir, también que cada prenda ha de estar hecha a partir de una prenda de segunda mano.

1 2
No Hay Más Artículos

Send this to a friend