Tamara Falcó entrevista a Mario Vargos Llosa en la casa de Isabel Preysler… Y seguro que ya lo intuyes, pero te lo confirmamos: es lo más tronchante que verás esta semana.

 

Madre del amor hermoso, es que podemos imaginarnos perfectamente a la gente en la redacción de Vanity Fair a altas horas de la noche delante de unas pizzas y unas birras, cuando alguien comenta: “tíos, ¿y si ponemos a Tamara Falcó a entrevistar a Mario Vargas Llosa?“. Risas. Lloros. El redactor jefe le envía un mail a los interfectos esa misma noche, aprovechando que el escritor necesita promo para su nueva novela “La Llamada de la Tribu“. Y, a la mañana siguiente, con la resaca, todos flipan cuando los susodichos han respondido dando el sí a este locurón muy tremendo.

El resultado puedes verlo al final de esta noticia. Pero acepta nuestro consejo: ten los Kleenex cerca, porque vas a llorar de la risa. Primero, por lo surrealista del lugar en el que transcurre la entrevista: ¡la casa de la mismísma Isabel Preysler! (Que, por si resulta que no estás al día de la prensa rosa de nuestro país, es madre de Tamara y pareja sentimental de Vargas Llosa.) Y, mira, es que podrían haber hecho la entrevista en el jardín o delante de la tele del comedor. Pero, no, han ido a elegir ni más ni menos que dos sillas al pie de una chimenea presididad ni más ni menos que por una pintura de gran formato de la Preysler.

Por si esto fuera poco, lo de Tamara es un festín continuo de cagarla… Empieza admitiendo que el entrevistado le ha concedido la entrevista porque “soy una enchufada“. A partir de ahí, le pregunta al escritor que qué tal ser liberal desde tan jovencito, cuando él se hizo liberal ya de más mayorcito. También le pide que le explique mayo del 68 en París, cuando él no estaba en esa ciudad ni mucho menos. Y podría parecer que nos estamos riendo de Tamara Falcó, pero para nada: ella es puro amor (¿hola? ¡si incluso le pregunta por qué no tiene redes sociales!), mientras que Mario Vargas Llosa resulta ser epítome de ranciedad insufrible. Así que solo podemos decir: ¿para cuándo el programa de entrevistas de Tamara? Porfi porfi porfi.

Más información en la web de Vanity Fair.

 

No Hay Más Artículos

Send this to a friend