Hay quien se empeña en penalizar el cambio con duros castigos… Pero lo cierto es que el cambio, en el terreno musical, debería abrazarse con mayor ahínco que el estatismo de esas bandas que, encontrada la fórmula del éxito, se encallan en su propio sonido y son incapaces de dejar de mirarse el ombligo. No es el caso de Montevideo: con una carrera de diez años para avalarles, hubo un momento en el que la banda que nació como suma transoceánica de los mundos de Manu y Damiana, coincidiendo con la incorporación de nuevos miembros en su formación, decidió dar un vuelco por completo a su sonido pop dulce y ensimismado para propinarle unas buenas cargas eléctricas de guitarra. Muchos han dicho, desde entonces, que el cambio ha sido sorprendente: que los nuevos Montevideo han roto con los antiguos como dos amantes despecados. Pero lo cierto es que, por mucho que sea cierto que las guitarras han ido adquiriendo más importancia en sus canciones (y que la producción es cada vez más cuidada y completa), es indudable que el valor de los temas de su último álbum, “El Año del Dragón” (El Genio Equivocado, 2012), está precisamente en que esta nueva sonorida late al son marcado por un corazón poderosamente pop.

Así que nos toca volver a decir lo de siempre: que nos avergüenza pedirle una primera cita a una banda con diez años de existencia… Pero que más vale tarde que nunca si la dicha es buena y si el grupo en cuestión acaba de lanzar un discarral como “El Año del Dragón“. Aquí quedan las respuestas de Manu de Montevideo a nuestro Fast Date.

.

1. Esto es una cita rápida: descríbete en tres palabras. Leal, Cicatero, libre.

2. Describe también tu música en tres palabras. Sencillamente es Pop.

3. Si pudieras obligar al mundo entero a que escuchase un disco en concreto, ese sería… Ninguno. Poco hay que se disfrute por obligación.

4. ¿Último disco que compraste y que, además, te emocionó? La edición original (1ª edición) del “Adelante Bonaparte” de Standstill hoy mismo (me sigue emocionando como la primera vez).

5. ¿El disco que esperas con más ganas para los próximos meses? El nuevo trabajo de Sarah Jarosz.

6. ¿Qué música llevas siempre que viajas en coche? Nunca falta el “All Things Must Pass” de Harrison o los preludios y fugas de Shostakovich.

7. Hay un disco de tu mayor ídolo que no te gusta nada pero que siempre defiendes por lealtad. Y ese disco es… Qué va. Sólo guardaría silencio.

8. ¿La red social que no entiendes y en la que nunca te crearías un perfil? Estoy algo mayor para Tuenti. Tampoco entendí el Tumblr.

9. El primer póster que pegaste en la pared de tu habitación era de… Creo que fue uno de turismo de España en el que había una señora y una niña de blanco en un museo.

10. ¿En qué festival o concierto te avergüenzas de no haber estado como espectador? No me avergonzaría: no siempre se puede hacer todo lo que uno quiere.

11. La cosa más rara que te ha pasado en un concierto (tuyo)… Que de repente se suba al escenario un montón de gente o que se caiga una columna y no te des ni cuenta. Hay más (feas y bonitas), pero nos las estamos reservando para un libro que publicaremos…

12. ¿Una canción, película o libro inconfesable? Me leí de pé a pa “El Código Da Vinci” de Brown.

13. ¿Serie de TV favorita? Hoy “The Wire“. Hace un mes, otra.

14. ¿Con qué personaje de ficción te lo montarías? Mejor dejarlo en ficción, porque en la vida real perdería todo el encanto.

15. ¿A qué celebridad muerta habría que resucitar? A Olof Palme.

16. ¿A qué personaje real elegirías cuando se acabara el mundo para acabar solos y mejorar la especie (o no)? A mi mujer, pero con mi hija también… ¡Juntos podríamos formar una banda!

17. Algo que no puede faltar nunca en tu casa… Un reloj.

18. Algo que nunca entraría en tu casa… Un elefante.

19. Sientes un flechazo inmediato ante las personas que… A tí te lo voy a decir…

20. Lo primero que preguntarías en una Fast Date sería… ¿Cómo te llamas? Soy más de Slow Date…

[FOTO: Rosa Ponce]

No Hay Más Artículos