A estas alturas del cuento es fácil entender por qué Kanye West se puteó como una mona cuando la versión “sin acabar” (o más bien “en bruto / brutísimo”) del video de “Monster” se filtró en enero… Y es que, aunque esta versión final del clip de Jake Nava no cambia demasiado ni en estructura ni en contenido, lo cierto es que verlo en su forma final mejora la experiencia en un 83%. Os lo prometemos. Eso sí: dejando de lado que ya no hay ni rastro del rollo chusquero de aquella versión y obviando que la controversia que se prevée con el mensaje inicial del clip no va a ser tal, seguimos teniendo claro que la protagonista absoluta de esta función sigue siendo Nicki Minaj. Inmensa.

Monster by Kanye West from FRANKUPDATES on Vimeo.

No Hay Más Artículos