interpol-all-the-rage-back-home

Después de cuatro años de silencio, Interpol volverán con nuevo disco… Por ahora, ofrecen un aperitivo titulado “All The Rage Back Home”.

 

¿Recuerdas cuando Interpol molaban? Sí, claro, todos recordamos cuando Interpol cayeron sobre nosotros con aquellas atmósferas de rock apesadumbrado, oscurantista, casi opaco en lo emocional sin sacrificar por ello una épica que rozaba peligrosamente lo emo pero que nunca traspasaba la línea divisoria. Poco a poco, sin embargo, la estrella de Interpol fue apagándose… Ya sea porque aquel sonido se fue erosionando a una velocidad de vértigo (por culpa de los mil y un copiones) o porque los de Paul Banks se han prodigado bien poco en los últimos tiempos (su anterior lanzamiento, el homónimo “Interpol” -Matador, 2010-, data del año 2010), la cuestión es que Interpol son como un recuerdo lejano que, al ser mentado en público, levanta tantas pasiones como bostezos. ¿En qué lado del ring te encuentras tú? No es una pregunta gratuita: si te lo preguntamos es porque, si eres fan, esta noticia te va a flipar; pero si no lo eres, casi que mejor que dejes de leer aquí y ni le des al play en el reproductor de más abajo.

Pero empecemos por el principio: Interpol lanzarán su nuevo disco el 9 de septiembre bajo el extraño título de “El Pintor” (Matador, 2014). Y, aunque ya hemos podido ir escuchando algún que otro tema en sus directos, lo cierto es que “All The Rage Back Home” resulta ser el primer single “oficial”. ¿Qué esperar del tema? Lo de siempre en Interpol: subidones y bajunas, depresión y euforia a ráfagas con la voz de Banks dándolo todo como si no hubiera un mañana. Otra pregunta: ¿qué esperar de este vídeo dirigido por el mismo Paul Banks junto a Sophia Peer? Esto ya no nos queda tan claro. Si tuviéramos que definirlo en pocas palabras, diríamos que te vas a encontrar a la banda en blanco y negro y muchas imágenes de surf también en blanco y negro. Qué tienen que ver los unos con los otros no nos queda claro. Pero es que estamos un poco en shock por el hecho de que, en pleno 2014, una banda como Interpol nos intente colar por la escuadra el gol de cerrar una canción con un fade out. De vergüenza ajena.

 

No Hay Más Artículos

Send this to a friend