templeton

Es tiempo de cambios para Templeton… Para empezar, este grupo tradicionalmente formado por machos (ya sabes: Álvaro Martínez, voz; Santiago Castillo, guitarra y coros; Brian Hunt, guitarra y coros; Javier Carrasco, teclados y coros; Pablo Z, bajo; y Gonzalo Mamano, batería) ha acogido por vez primera y de forma permanente a una dulce señorita que, bajo el nombre de Sara U. Cordero, seguro que va a aportar un halo de delicadeza a la música ya de por sí delicada de los autores de “El Murmullo” (autoeditado, 2012). Tampoco es que Templeton practicaran hasta ahora la música más macha del lugar, pero está claro que introducir a una mujer entre tus filas siempre resulta una aportación interesante. Pero no es este el único cambio de la banda: después de alejarse de sus inicios en la escudería Subterfuge y optar por autoeditarse en el mencionado “El Murmullo“, Templeton han fichado por una casa tan repleta de cariño como Sones. Esto sólo puede augurar buenas cosas, la verdad.

Para empezar, la banda promete que a lo largo de este mes de enero se meterá en el estudio a grabar su tercer álbum bajo la supervisión siempre estimulante de Paco Loco. Antes de introducirse en semejante vorágine creativa, sin embargo, Templeton han querido celebrar todos estos cambios (que son, sin duda, para bien) entregándonos dos canciones inéditas y deliciosas. “Pálida Camarada” vuelve a enarbolar esas líneas melódicas tan pop español 70s y lo pasa por el tamiz del rollo noventero más planetero para llegar hasta el siglo XXI con un sonido totalmente nuevo. Y, por su parte, “Corazón de Hielo” sigue dándole caña al sonido shoegaze habitual en Templeton para engalanarlo con un fraseado vocal que de nuevo hace pensar en las baladas que escuchaban nuestros padres. Este contraste, al fin y al cabo, siempre fue lo que nos rindió a los pies de esta banda. Y parece que, por muchos cambios que les sobrevengan, la marca de la casa de Templeton se va a mantener vigente.

 

No Hay Más Artículos