sicario

La cartelera de esta semana juega a la abundancia con “Sicario” de Denis Villeneuve, “Deuda de Honor” de Tommy Lee Jones y la sorprendente “Rams”.

 

Vaya por delante que (y esto es una opinión completamente íntima y personal) Denis Villeneuve me tiene totalmente indeciso. Este director (me) ha demostrado lo mejor y lo peor: lo mejor en films com “Incendies“, y lo peor en otros trabajos como “Prisioneros“. Lo que viene siendo un “fifty fifty” en toda regla que ya va siendo hora de desempatar del todo: ¿será “Sicario” la película que desequilibre la balanza hacia el lado de la #maravilla o hacia el lado del #bluffarro? El argumento no ofrece ninguna pista, ya que dramas de narcotráfico en la frontera entre EEUU y México los hay a patadas. Y el casting tampoco, ya que el trío formado por Benicio del Toro, Emily Blunt y Josh Brolin tan pronto puede ser solvente como salirte por peteneras. Así que, como siempre ocurre en estos casos, tendremos que ver “Sicario” primero y opinar luego. No se valen los atajos tramposos.

La película a la que habría que entregarse sin ningún tipo de reparos es, sin embargo, “Deuda de Honor“. ¿Por qué? Básicamente porque es la nueva película dirigida por Tommy Lee Jones, un hombre que como actor hace ya algún tiempo que da un poco de pereza (y un mucho de grimita) pero que, como director, sigue teniendo en su haber la proeza de haber realizado esa maravilla titulada “Los Tres Entierros de Melquiades Estrada“. Si a eso sumamos que “Deuda de Honor” vuelve a tener unos aires de western crepuscular de ese que sorbe el sentido, no debería hacer falta que siguiera recomendando este estreno aquí y ahora.

Aun así, y como colofón, también se hace necesario mencionar que esta semana llega hasta nuestra cartelera el “Rams” de Grímur Hákonarson después de haber triunfado como la Coca-Cola en el circuito festivalero europeo. La historia de estos dos hermanos que llevan cuarenta años sin hablarse pero que han de unir fuerzas para salvar a sus rebaños de ovejas ya ha convencido a medio mundo… Y se espera que el otro medio mundo no tarde demasiado en dejarse convencer por “Rams“.

No Hay Más Artículos