avengers

Ya está: “Los Vengadores: La Era de Ultrón” llega hasta nuestras pantallas… Y nuestra sección semanal de cartelera grita: ¡paren las máquinas!

 

Y aquí llega la excepción que finalmente rompe con esa santísima regla que dice que, mientras hay algún festival de cine interesante funcionando a pleno pulmón en nuestra geografía, la cartelera pliega velas y no pone en el asador ninguna carne que merezca la pena… Porque, a ver, por mucho que todavía nos queden varios días por delante del Festival de Cinema D’Autor de Barcelona 2015, hay que reconocer que el hecho de que llegue hasta nuestra cartelera una película como “Los Vengadores: La Era de Ultrón” es un poco rollo “¡paren las máquinas!“. Vamos, que es obligado hacer un parón en el D’A o, como máximo, correr a tu cine más próximo el mismo lunes, cuando ya hayamos cerrado el evento de marras.

Lo que sí que ha de quedar claro es que “Los Vengadores: La Era de Ultrón” es más que probablemente el blockbuster del año, sin importar que todavía no nos hayamos metido de lleno en ese verano que parece ser la estación ideal para este tipo de estrenos. Y es que, al fin y al cabo, ya se sabe cómo funcionan las pelis Marvel (y, si no lo sabes, nunca estará de más que le eches un vistazo a esta guía que hicimos hace unos meses): se van estrenando cintas de superhéroes por separado y, al final, todas las tramas y personajes convergen en un film de Los Vengadores. La excusa, esta vez, pasa por uno de los villanos más icónicos de la Marvel: ese Ultrón del que no voy a decir nada más para no hacer spoilers innecesarios. Que lo disfruten ustedes vírgenes y a tope. Siempre a tope.

Aun así, por si hay alguien que se queda con ganas de más cine de autor después de D’A 2015, hay un estreno que no se debería pasar por alto: “Qué Extraño Llamarse Federico“, el documental en el que el maestro Ettore Scola revive la memoria de otro gran maestro como Federico Fellini. Seguramente, esta sea una cinta que no nos descubra nada del director de “La Dolce Vita“, pero no estará de más ver el enfoque emocional que Scola utiliza a la hora de enfocar a alguien a quien admira tanto.

No Hay Más Artículos