¿DE DÓNDE SALEN? Pop glossy, cancioncitas efectivas con mucho arreglo por aquí y por allá de esas que se pegan como un chicle al cardado de una garrula, vídeos chachis con mucho blur, brillos y todos los efectos que te puedas imaginar, estética medio ochentosa medio homenaje a los indios arapahoes… No podía ser de otra manera: estos chicos salen de las frías calles de Estocolmo. Suecia sigue siendo la gran exportadora de grupos pop… y nosotros que nos alegramos por ello. Este dueto lo conforman Malin Dahlström Gustaf Karlöf, así que hasta el momento no sabemos quién es Niki y quién The Dove, pero sí que antes militaban en un grupo de folk que se llamaba The Dora Steins y que les tocó el Gordo cuando los expertos tótems de la BBC los colaron en el quinto puesto de su afamada lista de talentos a los que seguir en este 2012. De ahí a petarlo en blogs especializados y a convertirse en un auténtico fenómeno gracias al combo de temazos “Under the Bridges” / “DJ, Ease My Mind“.

NOS TIENEN TÓ LOCOS PORQUE… El pop nunca debería dejar de ser juvenil, alegre y un poco intrascendente. Porque grupos como Niki & The Dove demuestran que el revival ochentero que nos sacudió hace un par de años ya está más que superado y que de aquellos barros quedan unos lodos con bastante identidad y que fácilmente puede considerarse un género en sí mismo. Porque hacen canciones pegadizas y sin más pretensiones que agradar, y porque se curran unos vídeos la mar de molones donde hay mucho de todo y eso nos encanta: nos encanta que haya plumas y purpurina dorada y efectos por un tubo y tambores y percusiones indias, que Malin cante como si fuera la hija putativa de Karin Dreijer (The Knife) y que canciones como “DJ, Ease My Mind” o “The Wolf” sean tan rematadamente sencillas pero recargadas a la vez y pasen como un suspiro. Porque es pop, mamá, y a veces parece que se nos olvida.

PREDICCION DE FUTURO. Serán un bonito bombazo popi y en algún momento nos hincharemos a escuchar “DJ, Ease My Mind” en los probadores de TopShop. Entonces se nos pegará su melodía tanto que nos obligará a recuperar el primer disco de Ladyhawke y el de Empire of the Sun. En los festivales de este verano nos vamos a hartar de ver modernas con tocados de plumas y los más snobs torceremos el morro pensando que Bat For Lashes ya lo intentó en su momento (aunque sin mucha suerte).

DOS Y DOS SUMAN CINCO. Fever Ray + Florence & The Machine y sus momentos espantaja de los melones + Ladyhawke (la peli y la cantante) + surtidor infinito de Cherry Coke = plumas y mucha pedrería, es decir: Niki & The Dove.

MAS EN SU… web, en su Soundcloud y en la página de Moshi Moshi Records.

MIRA…DJ, Ease My Mind

No Hay Más Artículos