Nuestra segunda columna InterEstelar hace leña del árbol caído de Gala González, la bloguera que hizo un ridículo bochornoso comentando la gala de los Goya.

 

Si tuvisteis la desgracia, como yo, de ver la gala de los Goya y ese despropósito previo al que a ellos les gusta llamar ‘alfombra roja’, seguro que recaísteis en una presencia novedosa: la de un insecto-palo con los labios teñidos de rojo y un vestido de lentejuelas (bonito, eso sí) que comentaba la entrada de los invitados y que estaba tan a gusto en el papel como un pato con un arnés de cuero.

Yo, que vi el desastre goyesco por trabajo y por obligación, lo estuve comentando en un grupo de Whatsapp y nadie era capaz de ubicar a aquella personita que sólo hablaba de ‘looks red carpet’, que decía que ‘las piernas son tendencia’ y cuya mayor perspectiva a la hora de comentar la vestimenta de los asistentes era compararla con la suya: “Ese vestido me gusta porque es como el mío. Enseña un poco de barriguita, lo justo para ser elegante”. El alma cándida hablaba de Bárbara Lennie, que lucía un Jorge Acuña precioso, por cierto.

¿Pero quién es esta tía?” fue trending topic en mi grupo de Whatsapp durante unos minutos. “Seguro que es bloguera”, dijo alguien. Y entonces se me encendió la luz.

Ah, coño.

Que es Gala González.

Que me perdone Dior por no reconocerla al minuto. Pero, vamos, si a ella se le perdona comentar una alfombra roja y NO TENER NI PUTA IDEA de lo que llevaban los asistentes, pues ya se sabe: cien años de perdón para mí.

Sí, Televisión Española buscó en Googlebloguera con muchos seguidores” y le salió Pelayo. Pero, como Pelayo estaba ocupado asistiendo a la gala como ¿pareja? De Pablo Alborán (juntos ya forman un tándem bautizado como ‘Pablaya’), pues cogieron a la segunda en la lista: Gala González.

La conversación en los ‘headquarters’ de RTVE para contratar a la mayor fan de las piernas en España debió ser así:

MAGNATE1 DE RTVE: ¡Necesitamos alguien con muchos seguidores en el Tuitel y el Fesibuc!

MAGNATE 2 DE RTVE: ¿Para qué? ¡Si la gala sólo la ven las vecinas de Chus Lampreave!

MAGNATE 1 DE RTVE: Porque he leído en el Forbes que las redes sociales son el futuro. Y que las blogueras tienen muchos seguidores. A ver, tú, becaria de Periodismo, búscame a una bloguera con muchos seguidores.

BECARIA DE PERIODISMO CON CIERTO INTERÉS POR LA MODA: Pero, señor, si cogemos a una bloguera, no va a tener experiencia en retransmisiones en directo y a lo mejor no cae en la cuenta de que hay que documentarse, hablar con las agencias, estilistas…

MAGNATE1 DE RTVE: ¡A callar! Si Bertín Osborne puede hacer un programa de entrevistas, una bloguera nos levanta la alfombra roja.

gala-gonzalez-02

Y el resto ya es historia.

La gente se ha pasado mucho con Gala González, la verdad. ¿Que la chiquilla dio señales de no saber hacer la ‘o’ con un canuto? Cierto. ¿Que en España somos mucho del chascarrillo? También.

Pobre Galita, nos los puso a huevo diciendo cosas como…

Para los que no os atrevéis con la alfombra roja…” – Porque a todos nos invitan a una alfombra roja de dos a tres veces al mes.

Todo el mundo se está fascinando” – Fascinados nos dejó ella con su uso del español.

Es un look muy red carpet” – Nivel 10 de red carpet, todo bien.

Ella se defiende diciendo que no es bloguera, que es ‘influencer’, como si eso fuera mejor. Que ni las propias blogueras quieran ser blogueras es, como poco, fuerte.

Aún así, poca gente se ha parado a pensar qué hubiera hecho en su lugar. Es decir: si te ofrecen un currazo por el que posiblemente te paguen un pastón y que va a suponer un espaldarazo brutal a tu carrera.

Una persona en su sano juicio se hubiera preguntado “¿estoy preparado para esto?” y, si la reflexión iba hacia el lado del NO, seguramente lo hubiera rechazado por miedo al ridículo.

Pero hablamos de una bloguera, una persona que va por la vida con un bolso Michael Kors y un fotógrafo del brazo. Que se ponen gorros de ala ancha para ver la peli de “Los Minions” y cuya expresión para un total nivel de satisfacción es “es un look muy red carpet”.

A mi me da penita Gala, sinceramente.

En cambio no me da ninguna pena Dani Rovira, al que parece que se le ha subido bastante a la cabeza la taquilla de “Ocho apellidos” y tiene menos capacidad de autocrítica que un perchero esperando que lo recoja el camión de la basura.

Rovira ha colgado un tweet de esos que le gusta compartir haciéndose la víctima y diciendo que “no le sale a cuenta presentar los Goya”.

 

 

Él, que no hace ni tres meses tuvo que pedir perdón por decir en “El Hormiguero” junto a su novia, Clara Lago -otra qué tal-, que le tocaban los huevos los seguidores que le pedían selfies sin darle ni los buenos días.

A Dani nadie le ha explicado que la fama no viene sólo con sonrisas, que hay una cosa muy pesada que se llama ‘público’ al que le puedes gustar o no, pero que si le faltas el respeto haciendo coñas como “el pacto de la Moncloa y el pacto Donald” no te va a reír las gracias.

Amenaza con no volver a presentar los Goya.

Genial, que llamen otra vez a Gala González. Esta vez las risas sí estarán aseguradas.

 

No Hay Más Artículos