De izquierda a derecha: Moschino Cheap & Chic, Barbara Bui, Gucci, Balmain

Vale, aquí va la noticia deprimente del día: las vacaciones y el verano llegan a su fin. Pero aquí viene la buena: por fin podremos asaltar las tiendas con ganas después de estar viendo durante un puñetero mes las lanas y los abrigos en los escaparates. Un mundo nuevo de tendencias y alegría otoñal se abre ante nosotros, y pongo a Dior por testigo que ni siquiera la dichosa subida del IVA hará que nuestro armario pase hambre. Como ya es un clásico, en FPM llevamos todo el mes repasando las tendencias que definirán esta temporada otoñal, y aquí os dejamos nuestras favoritas. No están todas las que son, pero sí las que más nos gustan y clonaremos. Pasad, leed y comentad. Y si encontráis algo mejor ¡compradlo! (si podéis, claro).

 

JERSÉIS CON ESTAMPADOS HORTERAS. ¡Viva! Es lo único que podemos decir. Que en las pasarelas se pase del aburrimiento monocromático a la celebración de la locura estampada, cosida, en crochet o en punto de cruz, sólo es motivo de alegría en esta casa. Lo vimos en Moschino Cheap & Chic, en BalenciagaPreen y Carven.  Estamos cansados de la sosería, del postureo, de querer aparentar estar comiendo yogures para cagar todos los días, de los marrones, los grises y la rutina en la indumentaria. Los sweaters o jerséis de toda la vida esta temporada vienen loquísimos, sin miedo al color o a los estampados atrevidos (sobre todo triunfan los de animales: lo hortera por lo hortera), juegan con los volúmenes y tienen un aire que recuerda a esos cárdigans gigantones que nos cosían nuestras madres en los 80 con patrones del Burda. Porque no hay nada que dé más gustera cuando hace el frío que un sweater bien confy. Winner total.

1. Suéter con tigre de Asos.
2. Suéter con print de cómic de Phillip Lim, disponible en Mytheresa.
3. Suéter de lana con estampado de zorro de Aubin & Wells, disponible en Net-a-Porter.

 

SHINNY, SHINNY PEOPLE. Corren tiempos oscuros, “Winter is coming” y toda esa parafernalia. El otoño ya es suficiente triste de por sí como para pasarlo vestido en tonos mate. Por eso, porque hay que levantar el ánimo, y porque no hay nada que alegre para un moreno deslucido que un lamé, los brillos irrumpen y dominan esta temporada, ya sea en telas aviniladas (AcneJil Sander y Alberta Ferretti), metalizadas (Louis VuittonPaco Rabanne) o cargadísimas de pedrería y lentejuelas. Puestos a ser ostentosos, ¡que se note!

1. Gabardina metalizada de Topshop.
2. Camiseta con lentejuelas de BCBGMAXAZRIA, disponible en The Outnet.
3. Falda de lentejuelas de Alice by Temperley, disponible en Net-a-Porter.

 

SHE WORE BLUUUE VEELVEET…  ¡Ah, el terciopelo! ese género otrora asociado a góticos noctívagos que se pasaban los fines de semana bailando a Scape with Romeo en el Undead. Aquellos tiempos pasaron, pero el terciopelo sigue conservando el mismo aura de enigmática elegancia ochentera… Sólo que ahora las prendas tienen un aire menos, erm, digamos que apolillado. En pasarelas se rindieron a él GucciRalph LaurenTommy HilfigerPaul & Joe y muchos más. Es uno de los tejidos estrella de las épocas frías y, si no tuviste tiempo en las temporadas pasadas de habituarte a él, the time is now. Porque este otoño Isabella Rossellini no será la única que le dé al blue velvet, o al red, o al black. Cualquier color es bueno, y cuanto más raruna la prenda, mejor.

1. Minivestido de terciopelo de Eleven Paris, disponible en Asos.
2. Falda de terciopelo azul de Romwe.
3. Camiseta de terciopelo con aplique de cruz de Buckle.

 

PROMETHEUS. Ahora en la Tierra miramos hacia el cielo y nos preguntamos cómo le irá al Curiosity en Marte, hace escasos días despedimos a Neil Armstrong, el primero en asomar su patita en la luna y, además, como ya os dijimos en nuestros Up&downs veraniegos, “Prometheus” y su demencial nueva teoría de las especies han sido trending topic durante todos estos meses. No cabe duda: lo marciano, lo espacial y lo futurista está de moda. Nosotros lo vivimos ahora, pero los diseñadores ya lo intuyeron cuando presentaron sus colecciones para este otoño. Y mientras muchos diseñadores miran al pasado, algunos, los más atrevidos, no dejan de mirar al futuro y a las estrellas: BalmainDolce & Gabbana y Acne son algunas de las firmas que han apostado por diseños futuristas y espaciales: formas abombadas, estampados galácticos, líneas rectas y volúmenes totalmente oversized en prendas muy arquitectónicas que a veces parecen armaduras y que están preparadas para el frío más radical.

1. Chaqueta de piel de Isabel Marant, disponible en La Garçonne.
2. Chaqueta bomber de Topshop.
3. Leggins de terciopelo de Evil Twin, disponibles en Asos.

No Hay Más Artículos