sampha

¿DE DÓNDE SALE? De “Hold On“, “Sanctuary“, “Trials of the Past“, “Something Goes Right” y “Never Never“, que son los nombres de las canciones de “SBTRKT” (Young Turks, 2011) en las que la voz de Sampha robaba gran parte del protagonismo de la música de su colega. Y aunque en evidencia queda que la relación entre estos dos tipos va a ser determinante en ambas carreras, también hay que dejar bien claro que Sampha ha estado involucrado en el trabajo de otros artistas de los que llevamos mucho tiempo hablando, tal y como Solange, Jessie Ware, Koreless, Lil Silva o Drake. Todos ellos, como habrá notado cualquiera con un par de dedos de frente y un mínimo de experiencia melómana acumulada en los últimos tres años, ostentan es sonido familiar que bascula entre las brumas del post-dubstep más vaporoso y el nu-r&B más lúbrico. Y, aun así, a la hora de intentar labrarse una carrera completamente en solitario, Sampha ha decidido pegarle una buena patada a este sonido (que, la verdad, ya empieza a mostrar evidentes síntomas de desgaste y erosión) y recurrir a lo clásico: su voz y un piano. ¿Quién necesita más (producción, disfraces, fuegos de artificio) cuando la materia prima es buena? Esto, como dicen en la calle, es mierda de la buena. De la que te pega un chute en el corazón y luego no te deja resaca en la cabeza.

NOS TIENE TÓ LOCOS PORQUE… Es imposible no quedarse loco con la mezcla pluscuamperfecta de una voz con tanta alma como la de James Blake y una intensidad pianística (que es de suponer que puede extender a otros instrumentos) que podría achacársele al Rufus Wainwright menos histrión y más acertado (que a veces lo es, digamos la verdad). Puede que, por ahora, sólo hayamos podido catar la propuesta de Sampha en pequeñas dosis como las canciones “Too Much“, “Without” o “Happens“, pero eso ha sido suficiente para empezar a tener sueños guarretes con la posibilidad de un álbum de debut de esos que te dejan con el cuerpo en llamas, con la cabeza como algodones empapados en licor de cerezas y con el alma brillante como la luz de un faro en medio del mar. Que sí, que es escuchar a este hombre y me pongo lírico.

PREDICCIÓN DE FUTURO. Con el vinilo que incluye los temas “Too Much / Happens” (Young Turks, 2014) en la calle, la predicción de futuro está más que clara: la santa casa Young Turks, que convierte en oro todo lo que toca (a saber: SBTRKT, The xx, FKA Twiggs, John Talabot…), ya tiene nuevo niño mimado. Una vez tengamos el disco de debut entre las manos, preparémonos para un fenómeno que no tendrá límites por el hecho de que puede llegar a aunar a un público de tan diversa calaña como los fans de SBTRKT, James Blake y Rufus Wainwright. Da miedo pensarlo, la verdad.

DOS Y DOS SUMAN CINCO. James Blake + desnudez analógica + Rufus Wainwright + sentido de la vergüenza y la decencia = Sampha

MÁS EN… su web y su Soundcloud.

ESCUCHA. Too Much“, “Without” y “Happens“.

No Hay Más Artículos