¿DE DÓNDE SALE? Esta críaja de 19 años todavía no ha salido del todo de ningún sitio, pero tened por seguro que no tardará en petarlo lo más grande y que se exportará desde su UK natal hacia el mundo entero con una velocidad pandémica. Pero es que la niña lleva tiempo buscándoselo: grabó su primer disco a los 14 años gracias a un préstamo que sus padres pidieron al banco (eran otros tiempos…) y, desde entonces, se ha ido ganando a pulso un lugar en el underground británico a base de actuaciones en warehouses y contactos de lo más inteligentes con los productores más interesantes. El colofón ha llegado con sus tres temazos desde el verano pasado: primero fue “Stay Away” (que fue señalada como “best new track” en Pitchfork), más tarde “Nuclear Seasons” (con el video de la cual opta a ganar un MTV Music Award al mejor artista emergente) y la última “I’ll Never Know” (¿un intento de redirigir su sonido hacia pagos menos comercialoides ahora que parece que le llaman los cantos de sirena desde el mundo mainstream?) Próxima parada: el mundo.

NOS TIENE TÓ LOCOS PORQUE… Tenemos cierta debilidad hacia las divas en ciernes. Y, en este caso, teniendo en cuenta que esta niña parece en pleno límite del bien y del mal, ¿cómo no quedarnos tó locos? Por si alguien lo duda: el mal es el momento mamarracha que lleva al extremo el concepto “espantaja los melones”. Es decir: Ke$ha. Pero el bien, por otra parte, es un acercamiento algo bubblegum  al legado más oscuro del pop radiofónico de los 80. Es decir: ciertos temas de una Grimes que siempre acaba cayendo del lado del arte y dejándonos con más ganas de pop (para lo bueno y para lo malo).

PREDICCIÓN DE FUTURO. Da igual que Charli XCX se haga con el MTV Music Award al mejor artista emergente o no, porque su futuro ya está decidido de antemano: lanzará su debut (que ya tiene más que listo y para el que se ha rodeado de productores de relumbrón como Ariel, Patrik Berger o Jocke Ahlund) y resultará que el disco vendrá con varias armas de destrucción masiva que le reportarán la fama más mediática, pero también traerá muchos otros pepinazos de esos que encandilan a la nación indie. De hecho, y si tenemos en cuenta las luminarias que ya se han atrevido a abordar los temas de Charli (Balam Acab, Salem…), es más que probable que el encandilamiento indie también nos llegue a través de las remezclas.

DOS MÁS DOS SUMAN CINCO. Grimes + menos arrte y ensaño + Ke$ha + lobotomía que le extirpe toda la tontería = Charli XCX

MÁS EN SU… Facebook.

MIRA.Nuclear Seasons

No Hay Más Artículos