UP

UP

Cara Delevigne entrevista a Margot Robbie para la revista LOVE. Y no sabemos qué nos gusta más: ¿Cara? ¿Margot? ¿LOVE? ¿Todo juntito y bien revuelto?

Lo de Stella McCartney para adidas nos gusta todo. Y nos gusta siempre. Pero, ahora que la cara de esta colaboración va a ser Karlie Kloss, nos gusta más todavía. Si cabe.

¿Quieres meterte en los armarios de la gira de Beyoncé? Pues ahora puedes hacerlo en este vídeo. Ahora bien, no vas a querer salir. Avisada estás.

Tiffany & Co. usa por vez primera a rostros conocidos en su publicidad. Ahí están Lupita Nyong’o y Elle Fanning. Y mola. ¿Cómo no iba a molar, tía?

Karl Lagerfeld fotografía a Kendall Jenner para Fendi. Y somos conscientes de que nos repetimos más que el ajo del gazpacho, pero es que mola lo más grande.

La serie de videos de James Corden cantando con gente de bien ha tocado techo con Michelle Obama y el “Single Ladies” de Beyoncé.

¿Kylie Jenner en nuestros UPs? ¿Pero qué invento es esto? ¿Nos ha dado un íctus por culpa del calor? No, chiquis. Pero cuando la tiparraca hace cosas buenas, nosotros lo reconocemos. Y aliarse con una asociación anti-bullying es bueno. Muy bueno.

 

downs

DOWN

Lo de Caitlyn Jenner para H&M. A ver, que pensábamos que sí. Pero al final no. Hell no.

Os prometemos que lo hemos consultado: hemos mirado si uno de los signos del inicio del Apocalipsis es que la NBC envíe a dos Ángeles de Victoria’s Secret a cubrir las Olimpiadas de Río. Y resulta que no. Pero seguimos teniendo nuestras dudas.

Da igual que lo del discurso de Melania Trump haya sido de lo más bochornoso de la temporada. El mundo está repletito de mamarrachas imbéciles que van y hacen sold-out del vestido de la posible Primera Dama.

Di no al “boiler suit”. Por favor. Hazlo por nosotros.

El mundo sigue girando… Y Zara sigue plagiando desvergonzadamente.

La portada de la revista The Edit está guay. Lo malo es que resulta prácticamente imposible reconocer a Winona Ryder… Ya nos ha ocurrido en la serie “Stranger Things“, donde nos dio por pensar que a la actriz se le ha ido la mano con el bisturí. Es decir: nos llevamos las manos a la cabeza con Renée Zellweger, ¿pero con esta nos quedamos callados?

François Hollande se gasta 10.000$ al mes exclusivamente en su pelo. Y, oye, si tuviera el pelo de, qué sé yo, David Beckham, pues vale. Pero es que tiene el pelo de tu abuelo el calvo que se hace la cortinilla. Ya nos dirá dónde se deja la pasta.

 

No Hay Más Artículos