olafur-arnalds

El año pasado, Ólafur Arnalds removió muchas emociones con su disco “For Now I Am Winter”… Imagina cómo puede ser su directo con orquesta al completo.

 

Ahora parece que Nils Frahm les ha abierto el mundo (y un poco el culete) a todos aquellos que hasta ahora sólo escuchaban guitarras o electrónica por separado y pensaban que la música clásica era algo aburrido y falto de emoción real. Y aunque hay que agradecerle su parte al maestro Frahm (eso no se lo quita nadie, evidentemente), también hay que reconocerles la labor a otros maestros como el mismísimo Ólafur Arnalds, que lleva mucho tiempo dándole cañita brava a una concepción muy pero que muy libre de la música clásica (siempre con base de piano) abordada desde frentes combativos mucho más modernos como pueden ser la electrónica de puro landscape o el post-rock instrumental más épico. Arnalds no le hace ascos a casi ningún estilo, y ese puede que sea el secreto de un éxito que ha acercado hasta este artista a un público de lo más variado (por no decir “esquizofrénico”).

Sea como sea, la cuestión es que Arnalds está viviendo uno de los momentos más dulces de su carrera, ya sea triunfando en la producción de música para televisión y cine o, sobre todo, construyendo una discografía impecable que acaba de apuntalar una bandera bien roja en la cima de una cumbre bien alta de nombre “For Now I Am Winter” (Mercury Classics, 2013). Pero ahora imagina: ¿cómo puede ser sentir en directo las emociones a flor de piel de un disco como este? De hecho, ¿cómo puede ser vivirlo con el artista al piano y un ensemble formado por dos violines, viola, violoncelo, voces y un multiinstrumentalista? Deja de imaginarlo: Ólafur Arnalds actuará el lunes 21 de julio en Barcelona (BARTS) gracias a la iniciativa de Cooncert (la promotora social que está cambiando las reglas de la organización de conciertos en nuestro país). Ya sabemos cuándo va a ser el momento más caluroso del verano: cuando Arnalds nos arranque las sensaciones desde debajo de nuestra piel a base de melodías híper-emotivas.

 

No Hay Más Artículos

Send this to a friend