happy-socks-grande

Se acabó eso de ir al gimnasio o a hacer running con los calcetines que te regala tu madre… Ojo con “Athletic”, la colección de calcetines deportivos de Happy Socks.

 

La buena gente de Happy Socks ha conseguido lo que parecía imposible: que vivamos un poco más tranquilos sin tener que preocuparnos por pasar una vergüenza horrible cuando tengamos la suerte de vivir un maravilloso “aquí te pillo, aquí te mato” que nos baje los pantalones por sorpresa. Hace un tiempo, os habríamos dicho que lo que se iban a encontrar eran unos calcetines horrendos más que probablemente desparejados con la ropa interior. Pero repetimos: las maravillosas propuestas de Happy Socks han cambiado eso, y ahora nuestro sexo eventual con desconocidos está 100 % vergüencita-free.

Pero hay otro campo en el que el animal moderno también suele sufrir el azote de la vergüenza inducida por el hecho de llevar calcetines feúchos: ¡el gimnasio! O las sesiones de running outdoors o el salir por ahí con la bici o lo que te dé la gana que implique mover el cuerpo para estar en forma. Está claro que aquí las opciones siguen siendo los calcetines deportivos que tu madre te compraba cuando ibas al colegio o (¡el horror!) ir a Decathlon y vestirte de arriba a abajo de Domyos. No quieres eso, ¿verdad? Así que atiende: “Athletic” es la nueva colección de calcetines deportivos de Happy Socks y ha venido a salvarte la vida.

Athletic” está compuesta de un total de seis patrones diferentes con diferentes versiones en lo que cambia son las combinaciones de colores: aquí tienes topos, rallas, mimetizado, felino, geométrico o con manchas multicolores… Tienes, al fin y al cabo, todo un conjunto de propuestas para combinar con la comúnmente aburrida ropa de gimnasio: dale un toque de color a tus prendas de fitness grises y negras y, sobre todo, añádele un poco de personalidad a eso de ir al gimnasio, que por todos es sabido que es más que probablemente la actividad humana más aburrida por detrás de trabajar en cadena en una fábrica de piezas mecánicas.