Bye, bye Plastic… Hello Fantastic Mag

En Fantastic Plastic Mag ha finalizado un período de tránsito… Y por fin podemos decir que ya somos Fantastic Mag. ¡Y que tenemos nuevo logo e imagen!

 

A lo mejor ya te habías dado cuenta de que hace algún tiempo que se vienen gestando cambios en nuestra web… De hecho, hace más de un año que, en esta otra edito, yo mismo explicaba que íbamos a empezar un proceso de cambio y que, respondiendo al hecho de que poca gente se refería a esta web como Fantastic Plastic Mag, a partir de entonces íbamos a iniciar los trámites necesarios para acortar el nombre y dejarlo en Fantastic Mag (o, en su defecto, y para los más vagos, Fantastic directamente).

Dicho y hecho: esos trámites acaban de finalizar aquí y ahora. Y, ojo, porque con “trámites” incluso me estoy refiriendo a un proceso legal en el que Fantastic Mag se puede llamar Fantastic Mag sin miedo a que nadie nos denuncie por haberle robado el nombre. Que, ojo, soy consciente de que Fantastic Mag es probablemente un nombre más que común en el mercado editorial, pero ¿qué vamos a hacer si resulta que era el que mejor quedaba en el caso de querer acortar el antiguo? Al fin y al cabo, Plastic Mag no es tan llamativo como Fantastic Mag. Y os digo más: si lo hubiéramos dejado en Plastic Mag, nuestra bandeja de entrada del mail seguiría llenándose con millones de mails de (dudosas) industrias chinas que se dedican a la manufactura del plástico. Gracias, pero no.

Así que, sí, soy consciente de que existe un Fantastic Man que es muy icónico… Pero, mira, es que, por unos instantes, eso me da bastante caché cuando le digo a alguien que acabo de conocer que dirijo una web llamada Fantastic Mag y, durante unos instantes mágicos y maravillosos, lo flipan y creen que me estoy refiriendo a Fantastic Man. Luego viene el chasco, claro. Pero, durante esos instantes, la ilusión ha estado ahí. Y ha sido poderosa y embriagadora.

Pero mejor no me quedo atrapado en esto, que me quedan un par de cosas importantes que explicar. La primera de todas es, fundamentalmente, el corazón de todo este tinglado. Porque ¿qué sería de un cambio de nombre de la web si no viniera acompañado de un nuevo logo y, a poder ser, de un cambio general de la imagen? A ese respeto, la nueva fachada de Fantastic Mag se la tengo que agradecer personalmente (porque mucho ha aguantado y me ha aguantado, pobre) a Jose BallerZosa, artista -y diseñador y buen amigo y muchas otras cosas- que se ha encargado de poner la guindilla final a este tránsito del que estoy hablando.

Fantastic Plastic Mag ha pasado a ser Fantastic Mag de forma oficial. El Plastic ha muerto, ¡viva Fantastic!

Él se ha ocupado, para empezar, de nuestro nuevo logo… Abandonamos el laurel al que le tenía un profundo cariño, pero reconoceréis que el nuevo logo le confiera a Fantastic Mag una nueva entidad edgy, descarada, fresca y elegante, todo a la vez. A partir de ahora, veréis el logo en dos variantes: la que corona la web y otra en formato cuadrado que también es pura maravilla y que empezará a quemar las redes sociales en tres, dos, ¡uno!

Pero no solo se ha ocupado Jose BallerZosa del logo del nuevo Fantastic Mag: también se lo ha currado en su tarea de director de arte de la web para que, con los cambios generales, haya una nueva estética general, una nueva paleta de colores, un nuevo flow y un nuevo estilo que, de repente, no voy a negarlo, me hace sentir orgulloso de pertenecer al siglo 21 en lo que a diseño se refiere. Así que, Jose, muchas gracias por hacer este tránsito más llevable… ¡y espero que la web esté a la altura de tu trabajo!

Por todo lo demás, avanzo también que este cambio vendrá con otros que tampoco son menores pero que sí que serán más sutiles… Empezando porque, tal y como observaréis si vais a nuestra página de inicio, Fantastic Mag abandona la “home” dividida en secciones para favorecer el infinite scroll de contenidos ordenados de forma cronológica. ¿Por qué? Además de porque ayuda a que todos los contenidos resalten y a que contenidos “viejos” no acaben quedando trabados demasiado tiempo en la página de inicio, esta decisión responde también a algo que siempre he dicho de esta web: que es un medio transversal.

Esto significa que no es que Fantastic Mag trate temas de música, moda, lifestyle, cine, literatura y videojuegos de forma separada, sino que los trata todos de forma conjunta. Dicho de otra forma: si te interesa alguno de nuestros contenidos de música, seguro que también te interesará lo que tratemos de moda o cine porque, al fin y al cabo, pertenecen al mismo espectro cultural (¿sigue operando lo de post-hipster?). Y nunca está de más informarse de todo para que tus amigos no te pillen en una conversación en la que podrías brillar, ¿no te parece?

Detengo aquí la chapa que estoy dando porque, de alguna forma u otra, ahora empieza otro proceso menos largo que el tránsito del que os he hablado, pero igual de necesario… Ahora vienen los “ajustes” inevitables: ir perfeccionando la nueva web hasta que esté impecable a nivel estético y de usabilidad. Quedan muchas cosas que resolver y solucionar y, oye, por cierto, si tú mismo ves algún error o, simple y llanamente, quieres decirnos qué tal ves el nuevo Fantastic Mag, no dudes en hacérnoslo saber a través de nuestras redes sociales, por ejemplo.

Y ya está. Ahora sí… Fantastic Plastic Mag ha pasado a ser Fantastic Mag de forma oficial. El Plastic ha muerto, ¡viva Fantastic! ¡Espero que os guste nuestra nueva cara! [FOTO: Jose BallerZosa] [Más información en el Instagram de Jose BallerZosa]

Suscríbete

Suscríbete a nuestra Fantastic Newsletter

By checking this box, you confirm that you have read and are agreeing to our terms of use regarding the storage of the data submitted through this form.