Si no has visto todavía a Future Islands en directo, deja que te digamos más o menos cómo funciona la cosa: estos tres tipos de Baltimore no sólo facturan ráfagas de pop ochentoso rítmicamente impecable (sorprendiendo a veces en el camino intermedio entre las guitarras más oscuras de The Cure y los apuntes más luminosos de los teclados baleáricos), sino que son un espectáculo totalmente inaudito gracias al carisma de su frontman, Samuel T. Herring. ¿Y qué tiene de especial este hombre? Básicamente que por sus venas corre la teatralidad más visceral e incluso violenta: sobre el escenario, sus movimientos pueden recordar a los de dictadores ilustres encarnados en un cantante que recuerda tanto a Morrissey como a Blixa Bargeld. Es decir: palabras mayores. Por el contrario, si ya has disfrutado de alguna actuación de este trío, aquí no tenemos nada que venerte… porque seguro que ya estás comprado. Los conozcas o no, al fin y al cabo, lo único que te interesa saber es que Future Islands actuarán el próximo 16 de febrero en Madrid (La Boite) y el 17 en Barcelona (Sidecar). Y por si no te ha quedado suficientemente claro en el titular: estos dos conciertos son la cita obligatoria de la semana. Por qué ha quedado claro en el titular. Lo que sentirás como espectador somos incapaces de describirlo.

No Hay Más Artículos