dodo

Si eres de los que piensan que todo está inventado en el mundo editorial, debes conocer el número doble de Dodo: te lo entregan hoy… y dentro de diez años.

 

En esta casa tenemos muy pocas cosas claras en la vida pero, mira, en las pocas que tenemos, solemos coincidir. Y una de ellas en la que nuestras diferentes voces se vuelven una voz común es el hecho de pensar que el mundo de las revistas en papel está mu malamente y que, hoy por hoy, pero más mirando a un mañana no muy lejano (cada vez menos), solo sobrevivirán esas publicaciones que realmente marquen una diferencia. El resto, como diría Darwin, poco a poco irán cayendo por su propio peso. La revista berlinesa Dodo Magazine apunta buenas maneras y a ser una de esas escasas supervivientes del papel. Por lo menos se lo están currando lo suficiente para serlo Cum Laude y todo indica que cada número será mejor y más único que el anterior.

Si de su número piloto sólo se imprimió una copia que se enterró en un cofre y pudo ser encontrada con un mapa, el segundo  es otra maravillosa ida de olla que quiere enlazar el presente de la revista con su futuro… literalmente. Los compradores del Issue #2 de Dodo comprarán no un número, sino dos. El primero les será entregado religiosamente. Se llama “Present“, se define como “your own private treehouse” y está lleno de propuestas fantasiosas y aventureras para que mentangamos vivo nuestro espíritu juvenil. Los compradores encontrarán dentro un formulario que tendrán que rellenar para que en abril de 2024 reciban la segunda parte del número, “Future“, junto con una carta que se escribirán a su yo del futuro y que conservarán en una cápsula del tiempo durante los próximos diez años. Muy loco, ¿no? Bueno, hablando de hacer cosas únicas y que merezcan una inversión monetaria (que en este caso son 15€)…

Ruben Martín Hernández, el fundador de Dodo Magazine, dice que “esta es la primera revista hecha en el presente para ser leída en el futuro”, un salto al vacío con doble pirueta mortal. Primero, porque en estos tiempos que corren editar una revista en papel es bastante loco; y segundo, porque prometer un número que recibirás de aquí a diez años es, directamente, demencial. Pero ahí está la gracia. Tanto que nos quejamos de que no se hacen cosas novedosas, originales, atrevidas… Pues para eso ha nacido Dodo: la revista que llegó del futuro.

 

No Hay Más Artículos

Send this to a friend